My Guestbook
Wanting, needing, waiting for you to justify my love. Hoping, praying for you to justify my love.
My Answering Machine
And I'm here to remind you of the mess you left when you went away...

Julia de Burgos...

la mujer

A Julia de Burgos


Ya las gentes murmuran que yo soy tu enemiga
porque dicen que en verso doy al mundo 
tu yo.

Mienten,  Julia de Burgos.  Mienten,  Julia de Burgos.
La que se alza en mis versos no es tu voz:  es mi voz;
porque tú eres ropaje y la esencia soy yo;
y el más profundo abismo se tiende entre las dos.

Tú eres fría muñeca de mentira social,
y yo,  viril destello de la humana verdad.

Tú,  miel de cortesanas hipocresías;  yo no;
que en todos mis poemas desnudo el corazón.

Tú eres como tu mundo,  egoístas;  yo no;
que todo me lo juego a ser lo que soy yo.

Tú eres sólo la grave señora señorona;
yo no,  yo soy la vida,  la fuerza,  la mujer.

Tú eres de tu marido,  de tu amo;  yo no;
yo de nadie,  o de todos,  porque a todos,  a todos,
en mi limpio sentir y en mi pensar me doy.

Tú te rizas el pelo y te pintas;  yo no;
a mí me riza el viento;  a mí me pinta el sol.

Tú eres dama casera,  resignada,  sumisa,
atada a los prejuicios de los hombres;  yo no;
que yo soy Rocinante corriendo desbocado
olfateando horizontes de justicia de Dios.

Tú en ti misma no mandas;  a ti todos te mandan;
en ti mandan tu esposo,  tus padres,  tus parientes,
el cura,  la modista,  el teatro,  el casino,
el auto,  las alhajas,  el banquete,  el champán,
el cielo y el infierno,  y el qué dirán social.

En mí no,  que en mí manda mi solo corazón,
mi solo pensamiento;  quien manda en mí soy yo.

Tú,  flor de aristocracia;  y yo la flor del pueblo. 
Tú en ti lo tienes todo y a todos se lo debes,
mientras que yo,  mi nada a nadie se la debo.

Tú,  clavada al estático dividendo ancestral,
y yo,  un uno en la cifra del divisor social,
somos el duelo a muerte que se acerca fatal.

Cuando las multitudes corran alborotadas
dejando atrás cenizas de injusticias quemadas,
y cuando con la tea de las siete virtudes, 
tras los siete pecados,  corran las multitudes,
contra ti,  y contra todo lo injusto y lo inhumano,
yo iré en medio de ellas con la tea en la mano.

Yo misma fui mi ruta


Yo quise ser como los hombres quisieron que yo fuese:
un intento de vida;
un juego al escondite con mi ser.
Pero yo estaba hecha de presentes,
y mis pies planos sobre la tierra promisora 
no resistían caminar hacia atrás,
y seguían adelante,  adelante, 
burlando las cenizas para alcanzar el beso
de los senderos nuevos.

A cada paso adelantado en mi ruta hacia el frente
rasgaba mis espaldas el aleteo desesperado 
de los troncos viejos.

Pero la rama estaba desprendida para siempre,
y a cada nuevo azote la mirada mía
se separaba más y más y más de los lejanos
horizontes aprendidos:
y mi rostro iba tomando la espresión que le venía de adentro,
la expresión definida que asomaba un sentimiento
de liberación íntima;
un sentimiento que surgía
del equilibrio sostenido entre mi vida
y la verdad del beso de los senderos nuevos.

Ya definido mi rumbo en el presente,
me sentí brote de todos los suelos de la tierra,
de los suelos sin historia,
de los suelos sin porvenir,
del suelo siempre suelo sin orillas
de todos los hombres y de todas las épocas.

Y fui toda en mí como fue en mí la vida…

yo quiese ser como los hombres quisieron que yo fuese:
un intento de vida;
un juego al escondite con mi ser.
Pero yo estaba hecha de presentes;
cuando ya los heraldos me anunciaban
en el regio desfile de los troncos viejos,
se me torció el deseo de seguir a los hombres,
y el homenaje se quedó esperándome.

Welcome

Life is a mystery, everyone must stand alone, I hear your call my name and its feels like home. And with this bizzard thought, I decided to take time of my time and try to design an utopic city where passion for life is the purpose for breathing.

Welcome, I'm Wilson Valentín Hernández also know and Jack Udall because one day ago, don't remember when, a soul told me that I'm as passionate as Jack Dawson, talented and couragous as the Titanic's lover. But, a cupple of minutes latter, other soul told me that I'm honest and sincere, like Melvin Udall, the crazy neighboor from As Good As It Gets. Then I realize that it is true, I'm very sensible for life but very honest about it.

In the Invisible City, you will find the things that make me feel a better man on the World. So, I hope that you will enjoy this oportunity that I'm offering you to know a little bit more or a little more less about myself, a man that could be just a few step from you, a few miles far.